Notícies

Foto: Diputación de Valencia


La comunidad científica nacional e internacional se ha interesado por las investigaciones del departamento de Árboles de Imelsa acerca de la utilización de cipreses como barreras naturales contra el fuego.
La Diputación de Valencia asegura que una de las primeras instituciones en mostrar su interés es el Grupo de Incendios Forestales del Centro de Investigación Forestal (CIFOR) del INIA. Se trata de un centro de investigación, de referencia nacional, perteneciente al Ministerio de Economía y Competitividad, que ha mostrado su disposición para desarrollar investigaciones conjuntas en laboratorio, en relación con la inflamabilidad y combustibilidad de los cipreses de las parcelas.
Según publica hoy la entidad, el 90% de los cipreses experimentales plantados en los montes de Andilla sobrevivieron al incendio del pasado mes de junio y actuaron como barrera gracias a su naturaleza ignífuga.  Según los expertos que visitaron la zona, la barrera, formada por 946 cipreses de distintas especies y variedades con una altura de hasta 9 metros, quedó completamente rodeada por el fuego. Sin embargo, la vegetación colindante formada por un bosque de mixto de pinos carrascos, encinas, quejigos, coscojas, enebros, sabinas y aliagas quedó completamente calcinada.

Ciprés mediterráneo 

El próximo día 27 de septiembre, se celebrará un seminario en el Jardín Botánico de Valencia, organizado por Imelsa y dirigido por el director de su departamento de Árboles Monumentales, que reunirá a expertos para debatir sobre el uso de los cipreses para combatir los incendios forestales.
El ciprés mediterráneo o ciprés común presenta una serie de características morfológicas y ecológicas que le hacen especialmente interesante en la lucha contra los incendios forestales: menor inflamabilidad y combustibilidad que otras especies, baja emisión de partículas incendiarias, disminución de la biomasa presente en la superficie y su acción como cortavientos, lo que dificulta el avance del fuego de copa, de suelo y los incendios explosivos.

Foto: Diputación de Valencia


El ciprés común es una especie mediterránea característica de nuestro paisaje que está presente en las zonas urbanizadas y segundas residencias en forma de setos y vallas o en la agricultura para la protección de los cultivos, una planificación del territorio que integre la plantación de esta especie en forma de escudos y fajas estratégicas, contribuirá a facilitar el control de los incendios forestales.
El programa CypFire se desarrolla en nueve paísesEl proyecto europeo “CypFire”- “Barrières vertes de cyprès contre l’incendie: une solutión faisable, écologique et économique pour sauvegarder les régions méditerranées”, está cofinanciado por fondos FEDER del programa MED de la Unión Europea, y se desarrolla en colaboración con 12 centros de (I+D+i) de 9 países del arco mediterráneo (Italia, Francia, Portugal, Grecia, Malta, España, Túnez, Israel y Turquía).
Imprimir article

Comente esta notícia en el nostre fòrum polsant ací.

Deixa un comentari

Your email address will not be published. Required fields are marked *

He llegit i accepte la política de privacitat i lavís legal

Post comment