Notícies

El PP impidió ayer con su voto en contra que el pleno aprobará una moción para manifestar el rechazo absoluto de la decisión del Consell de cerrar RTVV. Ni su socios de gobierno quisieron seguirle, Mas Camarena y UPIB, se abstuvieron y CUBE, Compromís y el PSOE votaron a favor de un texto en defensa de los trabajadores y de una televisión pública de calidad, plural y en valenciano que finalmente no pudo salir adelante.

El debate de esta moción fue tenso. Las portavoces de Compromís y el PSOE la defendieron bien, con argumentos firmes que a penas fueron rebatidos por Josep Enric Alcalcer, Concejal UPIB, quien aseguró que la defensa de RTVV es sólo “oportunismo político. Antes la atacabais y ahora la defendéis”, aseguró.

La Portavoz del PSOE de Bétera aseguró “que el negro de RTVV es también un negro en el autogobierno valenciano” y lamentó que el cierre se haya realizado sin “haber hecho un estudio profundo de las repercusiones del cierre que está cifrado en 101 millones o lo que es lo mismo un 0,01 del PIB de impacto”. Para Pilar Ros el cierre de RTVV no estaba en el programa electoral del PP y aseguró que si “Fabra no es capaz de dar respuestas a las preguntas que se le hacen debería de dimitir y convocar elecciones”.

Por su parte, Cristina Alemany leyó el nombre y los apellidos de algunos de los 49 diputados del PP que han votado a favor de cerrar la televisión de los valencianos y lamentó tanto el despido de los trabajadores como la condena a muerte de las empresas que forman parte del sector audiovisual valenciano. Compromís apostó por una televisión “plural, cercana e imparcial, tal y como hemos hecho siempre”, apuntaron.

Ni una palabra sobre este tema quiso pronunciar el Alcalde de Bétera, Germán Cotanda, que tal y como ya publicamos en su día desempeñó un “cargo de confianza” en RTVV, según su curriculum vitae entre los años 1997 y 2000.

Imprimir article
Comenta aquesta notícia

0 Comments

  1. La desgarradora imagen de los últimos 10 minutos de emisiones de Canal 9 ha dejado a los valencianos un mal sabor de boca. La manera en cómo el PP ha cerrado RTVV se ha ejecutado de forma muy precipitada. La mayoría de valencianos rechazamos el cierre de canal 9 , incluso muchos que son del PP, que se callan porque se deben a la disciplina de partido.
    Lo interesante de todo esto es apreciar el manejo, por parte de la élite tecnócrata del Partido Popular en la Comunidad, de la mayoría electoral a su favor, lo cual retroalimenta la decepción ciudadana hacia el sistema político en su conjunto. Si de verdad hubiera libertad de voto, para los cargos electos de los partidos, dudo mucho que se hubiera aprobado el cierre de RTVV en las Cortes.

  2. Ara tenim 50 televisions en castellà, CAP EN VALENCIÀ.
    Quan vinguen els catalans a prendre’ns tot, es trobaran que ja no tenim res. Tot l’ho hem ofert als països castellans.

Deixa un comentari

Your email address will not be published. Required fields are marked *

He llegit i accepte la política de privacitat i lavís legal

Post comment