Notícies

Las viviendas de las urbanizaciones de El Brucar y Pinares de Bétera llevan sin agua potable desde el mes de octubre, momento en el que el ayuntamiento de la localidad declaró el agua  “no apta para la bebida y el preparado de alimentos”. Aunque en un primer momento desde la Concejalía de Sanidad se aseguró que la empresa, TECVASA, buscaría otro pozo y solucionaría el problema en enero o febrero parece que al final el problema se alargará al menos dos meses más para las 500 viviendas afectadas.

El Concejal de Sanidad, Salvador Beltrán, ha afirmado a Betera.com que Tecvasa ya ha encontrado un pozo adecuado con agua para mezcla, ha llegado a un acuerdo con el propietario y se ha realizado el proyecto de conexión entre el pozo y las tuberías, “ese proyecto lo hemos revisado, y a criterio técnico, requiere unos estudios y autorizaciones medioambientales rigurosas ya que desgraciadamente atraviesan un tramo de protección especial. Son trámites que nadie debe saltarse y, aunque la tubería estará soterrada con lo que una vez terminada no se verá nada, los permisos son inexcusables y los da la Generalitat”.

Según afirma el responsable de Sanidad, aunque las etapas que se están cubriendo en estos momentos “son menos vistosas, el proceso no está parado y en breve se dará el permiso de la Consellería y se podrán iniciar las obras”.

Salvador Beltrán afirma estar seguro de que” la empresa está removiendo todo lo posible y lo imposible para terminar cuanto antes dado que esta situación y a los precios que les obligamos a bajar les reporta unas enormes perdidas cada día que pasa. Nos piden que les aflojemos las condiciones económicas de suministro pero les decimos una y otra vez que no ya que si quieren cobrar tienen que suministrar agua de calidad”.

Imprimir article

Comente esta notícia en el nostre fòrum polsant ací.

Deixa un comentari

Your email address will not be published. Required fields are marked *

He llegit i accepte la política de privacitat i lavís legal

Post comment