Notícies

portada video

Tal y como publicamos ayer mismo los concejales del Partido Popular de Bétera abandonaron el Pleno después de defender el derecho a asistir a cualquier acto en representación de las ciudadanas y los ciudadanos de Bétera “sin restricción alguna y como medida de rechazo al decretazo que mantiene la prohibición a la asistencia de actos religiosos a los concejales de la corporación”, según han informado en un comunicado.

Según reza el comunicado “una de las primeras medidas del nuevo equipo de gobierno tomadas a escasos dos días de nuestras Fiestas Mayores y mediante Decreto de Alcaldía fue prohibir la asistencia a todos los actos religiosos a los concejales de la corporación, medida que no fue consensuada con los miembros de la oposición y que creemos que tampoco por algunos de los grupos del mismo equipo de gobierno, pese a que Cristina Alemany ha asegurado todo lo contrario”.

Los populares afirman que “el mismo día 15 de Agosto nos sorprendía gratamente a los miembros del Grupo Popular, ver a todos los miembros de la corporación en l’Ofrena de les Alfàbegues en Honor a la Virgen de Agosto, pese al decretazo que coartaba la libertad de los miembros de la corporación a ejercer su derecho de la representación y asistencia como concejales a cualquier acto religioso. Allí estaban todos incluidos la Alcadesa que firmaba el Decreto, y más aún nos sorprendía la asistencia del portavoz del PSPV-PSOE, Juan Zaragozá, que acompañaba a los miembros del Partido Popular, al Concejal no adscrito Ángel Gallen y a Obreras y Mayorales en la Solemne Misa en Honor a la Virgen de la Asunción una vez acabada la Ofrenda”.

Debate en el pleno 

Según explican en el comunicado la prohibición de asistir a los actos religiosos se llevó al pleno ordinario del lunes “a última hora” y “prácticamente a hurtadillas”.

“El Grupo Popular ha defendido el derecho individual y colectivo de los miembros de la corporación a ejercer la representación y la asistencia a cualquier acto que crean conveniente. Germán Cotanda ha puntualizado que era la primera vez en democracia que un alcalde aplicaba medidas prohibitivas sobre el desempeño de las funciones de los concejales y le ha recordado que todos los alcaldes han asistido a todos y cuantos actos religiosos les han invitado los clavarios, las obreras, los mayorales… incluido Joano Baudes de Compromís que asistió encabezando la procesión del Corpus Cristi mientras fue Alcalde de Bétera”, explican en el comunicado.

Además insisten en que como Alcalde “Cotanda asistió a numerosos actos religiosos donde se le invito, sin hacer diferencia entre diferentes creencias o religiones, recordando algunos actos como la inauguración de la mezquita en La Pobla de Vallbona o la asistencia a actos de la Iglesia Evangelista entre otros muchos”.

Los populares van más allá allá y en el comunicado analizan también la defensa que la edil de Compromís, Daría Terradez, realizó del Decreto, “interpretando a su antojo diferentes artículos de la Constitución Española sin pararse en el mismo artículo 16.1 de nuestra Carta Magna: Se garantiza la libertad ideológica, religiosa y de culto de los individuos y las comunidades sin más limitación, en sus manifestaciones, que la necesaria para el mantenimiento del orden público protegido por la ley, derecho fundamental o en el artículo 18 del Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos que garantiza la libertad de manifestar individual o colectivamente la religión o creencias tanto en publico como en privado, resolución aprobada por las mismas Naciones Unidas”.

En la nota de prensa afirman que durante las intervenciones se le negó la palabra al concejal popular Manuel Pérez e insisten en que el Decreto “menoscaba y restringe las funciones de los concejales electos”. Es por ello que, según explican, tuvieron que abandonar la sesión plenaria “dejando así plantando al equipo de gobierno y como muestra de rechazo a la intolerancia y el menoscabo al derecho de los concejales democráticamente elegidos por el pueblo de Bétera a desempeñar sus funciones de representación”.

“Desde el Grupo Popular queremos denunciar las medidas coercitivas e intolerantes que el equipo de gobierno (Compromís Mas Camarena-CUBE, PSPV-PSOE y Asamblea Ciudadana) ha tomado de forma unilateral y que menoscaban los derechos de las personas que tomaron la decisión de apoyar nuestra candidatura en las ultimas elecciones municipales, impidiendo ejercer con libertad el derecho que todo concejal electo tiene en un Estado democrático a asistir a cualquier acto donde se le invite y por tanto condenamos la falta de cumplimiento de pactos como el aprobado en 1966 por la Asamblea General de las Naciones Unidas sobre los Derechos Civiles y Políticos, la Carta de los Derechos Humanos o la misma Constitución Española así pues seguiremos manifestando nuestra repulsa a tales actos que  restringen la libertad del pueblo”, concluyen.

Imprimir article
Comenta aquesta notícia

Deixa un comentari

Your email address will not be published. Required fields are marked *

He llegit i accepte la política de privacitat i lavís legal

Post comment