Bétera celebró este martes una charla sobre las consecuencias medioambientales, sociales y económicas que tendría la construcción en Paterna del mega centro comercial Intu Mediterrani.

Durante la jornada intervinieron el director general de Medio natural y Evaluación Ambiental, Toni Marzo; el director general de Comercio y Consumo, Natxo Costa; Francesc Ferrer, Presidente de Unión Gremial, y David Carrasco, Presidente de la Asociación de Comerciantes de Bétera. Estos, estuvieron acompañados por el concejal de Comercio, Augusto Sevilla, y la Alcaldesa del municipio, Cristina Alemany.

Antes de empezar la charla, la primera edil recordó que este acto era fruto de una moción que Compromís presentó en el último pleno, la cual se aprobó posicionándose en contra de este nuevo centro comercial, antes conocido como *Puerto *Mediterráneo.
El director general de Medio natural y vecino de la localidad, Toni Marzo, explicó los efectos que la construcción de este proyecto de más de un millón de metros cuadrados tendría sobre el paraje de las Molas de Paterna y sobre el área metropolitana. Según indicó Marzo, el proyecto incrementará el tráfico sobre la CV-35, generará una gran conurbación entre Burjassot, Godella y Paterna, aumentará el riesgo de inundaciones a la zona de la Feria de Muestras e incrementará las emisiones de CO₂ por la afluencia de vehículos.

Natxo Costa, Director General de Comercio y Consumo, recordó que justamente este mismo martes la Conselleria de Medio Ambiente ponía la primera de las trabas en el proyecto ‘Intu Mediterrani’ por no respetar los 100 metros de zona de protección de la CV -35.

Costa indicó que su construcción provocaría un despoblamiento de los municipios, puesto que bajarían la persiana muchos comercios, las plantas bajas quedarían vacías y provocaría una pérdida de ingresos de las familias que alquilan sus bajos y las familias que pierden sus comercios.

El Director General de Comercio también matizó que la supuesta creación de puestos de trabajo es otra de las mentiras del proyecto.

Así, comentaba que se abrirán nuevas tiendas de multinacionales pero las mismas marcas cerrarán otras que ya existen más pequeñas, de manera que no se crearán nuevos lugares de trabajp sinó que es reubicará a los trabajadores como ya ha pasado otras veces.

Siguiendo la misma línea, el presidente de la patronal Unión Gremial, Francesc Ferrer, declaró que está demostrado que no generarán más ocupación y un buen ejemplo de esto es Puerto Venecia en Zaragoza, donde al poco de su construcción aumentó el paro según las cifras.

Finalmente, el presidente de la Asociación de Comerciantes de Bétera, David Carrasco, detalló que el comercio local es sostenible y los comercios se retroalimentan los unos de los otros, los puestos de trabajo no son precarios y el 80% de los contratados son de Bétera. Así, puso de ejemplo que en la localidad ya se han perdido determinados sectores comerciales como por ejemplo el del deporte, las pescaderías y cada vez hay menos hornos. En este sentido, recalcó que si se continúa por este modelo se forzará el cierre de muchos comercios de la población y se obligará a la gente a irse a comprar fuera.

A aquesta reunió van acudir propietaris de negocis locals, així com entitats comercials d’altres municipis com el president de la Federació del Comerç de Llíria, Jorge Navarro. A més, va estar present el portaveu de Compromís a Paterna, Juanma Ramón, qui va oferir més informació de tot el procés i del treball que està portant a terme el seu grup perquè Intu Mediterrani no es faça realitat. Juanma Ramón va donar les gràcies a Bétera i altres poblacions per sumar-se a aquesta reivindicació.

A continuació deixem un vídeo resum:

Imprimir article

Comente esta notícia en el nostre fòrum polsant ací.