(EFE) El PSPV-PSOE ha ganado las elecciones autonómicas en la Comunidad Valenciana y Ximo Puig podrá volver a presidir la Generalitat por segunda legislatura consecutiva con una reedición del Pacto del Botánico, en la cual sumaría sus 27 diputados a los 17 de Compromís y los 8 de Unidas Podemos-EU.

El PP, que había ganado todas las elecciones celebradas en la Comunidad Valenciana desde 1993, pasa a ser la segunda fuerza después de conseguir 19 diputados (12 menos que en 2015), mientras que Ciutadans sube de 13 a 18 escaños, sobrepasando a Compromís, y **Vox irrumpe en Las Cortes con 10 parlamentarios.

De esta forma, los partidos de la izquierda suman 52 de los 99 escaños que conforman Las Cortes Valencianas (3 menos de los 55 de esta legislatura), mientras que la suma de PP, Vox y Ciutadans lanza un resultado de 47 escaños, frente a los 44 que tenían PP y Ciutadans.

Los socialistas, que ganaron por última vez unas elecciones en la Comunidad Valenciana en 1991, se sitúan 28 años después como primera fuerza, después de mejorar sus resultados de 2015 -los peores de su historia, pero que le permitieron gobernar con un pacto de la izquierda- y pasar de 23 a 27 escaños y de un apoyo del 20’28% al 24,03%, con el 90,50% del escrutinio.

La decisión de Puig de avanzar por primera vez en la Comunidad los comicios y unirlos a los generales ha beneficiado a los socialistas valencianos, que se consolidan como la principal federación donde el PSOE gobierna después de la pérdida del Gobierno de Andalucía y refuerzan el liderazgo del secretario general del PSPV después de sus segundos comicios como candidato.

Sin embargo, su candidatura ha conseguido casi cuatro puntos menos de votos que la de Pedro Sánchez en este 28.ª

Compromís, que en 2015 creció exponencialmente al pasar de 6 a 19 escaños y ha formado parte del Gobierno del cambio que desalojó al PP de la Generalitat después de veinte años, pierde la tercera posición que ocupaba desde la creación de la coalición en 2007 y se ve desplazada al cuarto lugar, después de obtener 17 diputados y un apoyo del 16,25%.
La coalición de Mónica Oltra, se mantiene como segunda fuerza de la izquierda, por lo cual su participación será determinante en un Botánico II” en el cual hasta ahora ha ocupado la vicepresidencia y la mitad de las Consellerías. Y en este doble domingo electoral, Compromís ha conseguido debe puntos más de votos en las autonómicas que en las generales.

El socio parlamentario del Botánico, Podemos, ha concurrido ahora junto a Esquerra Unida -que volverá sentarse en Las Cortes después de perder en 2015 su representación histórica- con la candidatura liderada por Rubén Martínez **Dalmau y pierde en sus segundos comicios autonómicos 5 escaños, al pasar de 13 a 8.

El PP de Isabel *Bonig, quien debutaba como candidata a la presidencia de la Generalitat y aspiraba al hecho que el Gobierno de la izquierda fuera suele un paréntesis de cuatro años, deja de ser la primera fuerza de la Comunidad por primera vez en 26 años y volverá a ser, aunque solo por un escaño, el principal partido de la oposición por segunda legislatura.

Aunque los populares tenían la vista posada a replicar un Gobierno a la andaluza, la distribución del voto conservador y la hegemonía de la izquierda lo imposibilitará, puesto que los populares pasan de 31 a 19 escaños.

Ciutadans, con Toni Cantó como candidato por primera vez a la presidencia de la Generalitat, ha mejorado claramente los escaños que obtuvo hace cuatro años, cuando entró en Las Cortes con trece diputados, al conseguir 18 actas y un apoyo del 17,40% y se convierte en tercera fuerza en la Comunidad, por ante Compromís.
Y Las Cortes contarán por primera vez en su historia con seis grupos parlamentarios, después de que *Vox -que fue la décima fuerza en 2015- haya irrumpido con 10 escaños y un apoyo del 10,40%, un crecimiento exponencial respecto a 2015, cuando recaudó el 0,41% de los votos.

El candidato de *UnidesPodem-EU a la Presidencia de la Generalitat, Rubén Martínez *Dalmau, ha afirmado que en el partido están “muy contentos” porque los ocho diputados autonómicos obtenidos permitirán “sumar” para reeditar un nuevo pacto del Botánico con los socialistas y Compromís.

Martínez *Dalmau ha hecho estas declaraciones en una comparecencia ante los periodistas minutos después de las 2 horas de la madrugada cuando el escrutinio frotaba el 89 por ciento y el mismo lanzaba 8 diputados para Unidas Podemos-EU y una mayoría suficiente a la mayoría de izquierdas en Las Cortes, junto al PSPV-PSOE y Compromís.

También ha tomado la palabra en la sede valenciana del partido Rosa Pérez Garijo, que del mismo modo que el líder de Unidas Podemos-EU se ha felicitado porque su partido “hace falta para un pacto de gobierno” de los partidos progresistas: “Seremos fundamentales en el pacto de izquierda”, ha subrayado.

Imprimir article
Comenta aquesta notícia