El vecino de Bétera Marcos Ludeña Navarro se está convirtiendo en todo un piloto a sus 11 años. Su afición por este deporte nació a los 4 años mientras visitaba el taller de su padre. Es aquí cuando a su temprana edad inicia su andadura con la mini moto. 

El principio fue difícil y, tal y como dice su abuela “se enfadaba y lloraba si no quedaba entre los tres primeros”. Así que, Ludeña, con mucho esfuerzo, ilusión, perseverancia y constancia ha conseguido estar en los primeros puestos. Entrena en moto dos días a la semana, realiza actividades deportivas en el gimnasio durante dos tardes a la semana y, también, actividades de piscina. Durante los entrenamientos, prepara su resistencia y su fuerza, pero también practica la serenidad, para mantener la calma en los momentos más estresantes de las carreras. En definitiva, Marcos entrena cuerpo y mente para resistir en las carreras y poder subirse al pódium.

Actualmente, está compitiendo en el Campeonato de España con el equipo IgaxTeam y, aunque todavía no ha finalizado la competición, en el circuito de Jérez, quedó segundo clasificado y en Barcelona, consiguió la tercera posición. En València obtuvo la tercera posición en la jornada del sábado y la segunda posición durante la carrera del domingo. Con los resultados que lleva acumulados, Marcos Ludeña se encuentra en segunda posición. “Quiero mejorar mi posición y seguir entrenando. Y creo que, confiando en mí mismo, puedo conseguirlo”, declara Ludeña. Sus padres confían en él y le apoyan en todo momento. 

Pese a su corta edad, ya ha tenido experiencias duras. Marcos nos cuenta, cómo en la carrera de La Ribera se quedó sin frenos, cosa que tuvo que gestionar de la mejor manera que supo. Tan bien lo supo gestionar que, pese a ir en cuarta posición, en la última recta pudo adelantar y quedar en la tercera posición.

Ludeña, también destaca lo bien que se lleva con sus compañeros de pista, “fuera de la pista somos todos amigos, pero una vez dentro todos competimos”. Remarca que una vez acaba la carrera todos se buscan para darse la enhorabuena.

El Ayuntamiento de Bétera y la Alcaldesa, Elia Verdevío, han querido reconocer su trayectoria y su esfuerzo. Así pues, Marcos Ludeña, acompañado de su familia, ha firmado en el Libro de Firmas del Consistorio y, se le ha hecho entrega de una placa conmemorativa como reconocimiento a su constancia y tesón, además de ser una muestra de apoyo y motivación para el joven.

Marcos Ludeña lo tiene claro, de mayor quiere ser piloto profesional y si esto no pudiera ser, le gustaría formar parte del equipo técnico de un piloto.

 

Foto portada: IgaxTeam

Imprimir article

Comente esta notícia en el nostre fòrum polsant ací.