(EFE) La celebración de la Cordà de Paterna, con la que culminan la fiestas mayores de la citada localidad y en la que se lanzaron 70.000 cohetes, se saldó con un total de veintinueve personas heridas, dos de ellas con quemaduras más graves, según fuentes municipales.

La mayoría de los heridos, tanto público como tiradores, fueron atendidos in situ por los servicios sanitarios dispuestos por la localidad, aunque dos de ellos, con quemaduras de segundo y tercer grado, fueron derivados al hospital para hacerles curas más exhaustivas, aunque no requirieron su ingreso.

En el tradicional festejo pirotécnico, que tuvo lugar en la madrugada de este lunes, participaron más de 350 tiradores repartidos en un total de 57 puntos y entre los que había un 30% más de mujeres que el año pasado.

Para garantizar la seguridad en la Cordà, en la que se esperaba la asistencia de 5.000 personas, se había dispuesto un operativo de 60 miembros entre Policial Local, Protección Civil, bomberos y personal sanitario, que contaba con dos coordinadores, seis médicos y once enfermeros, una UVI móvil y un hospital de campaña.

Imprimir article
Comenta aquesta notícia