El PSOE volvería ser la primera fuerza de la Comunitat Valenciana en unas elecciones generales, con entre diez y doce diputados (en abril logró diez), mientras que el PP recuperaría el segundo lugar con entre siete y ocho escaños (tuvo siete) a costa de Ciudadanos, que bajaría de seis a cuatro.

Según el barómetro del CIS de octubre, como cuarta fuerza se situaría Podemos, con entre cuatro y seis diputados (logró cinco en abril), seguida de Vox, con entre dos y cuatro (tuvo tres), mientras que Compromís lograría entre uno y dos (consiguió uno, aunque el 10 de noviembre concurrirá con el partido de Íñigo Errejón).

Imprimir article
Comenta aquesta notícia