Ante la situación de crisis sanitaria ocasionada por el COVID-19 y el decreto del estado de alarma del Gobierno de España, la Diputación de Valencia ha decretado ampliar hasta el próximo 1 de julio el primer periodo de pago en voluntaria de los tributos de los ayuntamientos y otros entes públicos que tienen delegada en la corporación provincial la recaudación del impuesto de vehículos (IVTM) y las tasas municipales, así como las domiciliaciones previstas. Esta acción, se ha puesto en marcha a través del diputado del área de Hacienda, Vicent Mascarell.

La razón por la cual durante los últimos días se han recibido notificaciones sobre periodos de pagos de tributos, es que fueron enviadas con anterioridad en el estado de alarma, por lo cual se tendrá en cuenta el nuevo plazo de pago que se extiende hasta el 1 de julio.

Así mismo, los impuestos domiciliados también serán debitados el próximo 1 de julio.

A continuación, adjuntamos el decreto al completo, en el siguiente enlace: Ampliación período recaudación.

Imprimir article
Comenta aquesta notícia