La Mancomunitat Camp de Túria cuenta en su página web con un resumen sobre los aspectos laborales y de seguridad social del RDL 11/2020, de 31 de marzo, por el que se adoptan medidas urgentes complementarias en el ámbito social y económico para hacer frente al COVID-19.
El Gobierno flexibiliza los aplazamientos de las cuotas de la Seguridad Social para empresas y autónomos.
• Podrán solicitar el aplazamiento de las cuotas que se pagan en abril a un interés del 0,5%, siete veces inferior al establecido en la ley.
• Además, las cuotas que se paguen mayo, junio y julio podrán ser objeto de moratoria, para su abono seis meses después sin recargos ni intereses.
• Si no se tuviera derecho a moratoria podrán también solicitar el aplazamiento al interés del 0,5%, durante mayo y junio.
• Los autónomos cuya actividad quedó suspendida por el decreto de alarma no tendrán recargos si pagan las cuotas previas fuera de plazo.
• Se flexibiliza la percepción de la prestación extraordinaria por cese de actividad para los profesionales del campo y de la cultura.

Los autónomos y empresas podrán solicitar el aplazamiento de las cuotas que se deben pagar en el mes de abril a un interés reducido del 0,5%, interés siete veces inferior al que normalmente se establece.

Para acceder a estos aplazamientos, debe tratarse de empresas o autónomos afectados desde y por la situación provocada por el COVID- 19. Por ello las empresas y trabajadores que se beneficien de este tipo de aplazamientos no pueden tener otro aplazamiento en vigor anterior.

Se debe solicitar antes del transcurso de los diez primeros días naturales del mes de abril, para evitar la facturación de la cuota. Además, para facilitar su tramitación, la empresa o el autónomo que actúe a través de un profesional o de un tercero (graduados, gestores, abogados y demás autorizados del Sistema RED), podrá tramitarlo a través del mismo sin necesidad de ningún tipo de apoderamiento específico para ello.

1. Moratoria a empresas y autónomos

Por otro lado, se ha dado luz verde a una moratoria a empresas y autónomos de hasta seis meses para el pago de las obligaciones con la Seguridad Social. De esta forma, podrán demorar su pago sin intereses ni recargos de las cotizaciones que deban
efectuarse en los meses de mayo, junio y julio. Estas cuotas se deberán abonar seis meses después.
La moratoria no será de aplicación para las empresas que hayan sido exoneradas de pagar cotizaciones sociales por sus trabajadores afectados por ERTEs por fuerza mayor a causa del coronavirus. Además, las empresas y autónomos que pudieran no tener derecho a la moratoria también podrán solicitar el aplazamiento antes mencionado al 0,5% durante los periodos de pago de mayo y junio.

2. Medidas sectores especifico.

El Consejo de Ministros también ha aprobado la modificación de los requisitos de acceso a la prestación extraordinaria para trabajadores por cuenta propia para adaptarla a los profesionales del sector agrario y a los profesionales de la cultura.

En este sentido, los trabajadores agrarios utilizarán para acreditar la caída de la facturación del 75% la comparación con los mismos meses del año anterior y no el promedio del semestre anterior, como ocurre con el resto de trabajadores por cuenta propia. Con ello, se tendrán en cuenta periodos comparables para establecer la pérdida de facturación, ya que las campañas agrícolas tienen un componente marcadamente estacional. En el caso de los profesionales de la cultura, la caída de ingresos se acreditará comparando los ingresos del mes con pérdidas con la media de los doce meses anteriores, ya que se ha tenido en cuenta que estos trabajadores tienen una distribución irregular de la actividad a lo largo del año.

3. Otras medidas.

• Se recogen medidas de ayudas al pago de suministros y alquiler, pudiendo el autónomo beneficiarse de la moratoria en el pago de la hipoteca no solo a la vivienda habitual sino también al local donde se desarrolle el trabajo.
• Se amplía el derecho a percepción del bono social (un descuento en la factura de la luz para personas vulnerables) a los trabajadores autónomos que hayan cesado su actividad o hayan visto reducida su facturación en un 75% como consecuencia del COVID-1 a pesar de tener ingresos superiores a los requeridos para esta ayuda. Esta ayuda se concederá durante un periodo
máximo de 6 meses.
• Se establecen diferentes medidas para flexibilizar el pago de suministros básicos como la luz, el agua o el gas, llegando incluso a la posibilidad de suspender su pago. Las cantidades adeudadas se abonarán como máximo en los seis meses siguientes a la finalización del estado de alarma.
• Además, se flexibilizan los procedimientos de las convocatorias de préstamos o ayudas de la Secretaría General de Industria y de la Pyme. En este sentido, las garantías para nuevos préstamos en proceso de resolución podrán presentarse una vez finalice el estado de alarma.
• Durante el plazo de seis meses desde la declaración del estado de alarma (entrada en vigor del Real Decreto 463/2020, los partícipes de los planes de pensiones podrán, excepcionalmente, hacer efectivos sus derechos consolidados en los siguientes supuestos:
a) Encontrarse en situación legal de desempleo por ERTE derivado de la actual situación de crisis sanitaria.
b) Ser empresario titular de establecimientos cuya apertura al público se haya visto suspendida como consecuencia del estado de
alarma.
c) Ser trabajadores por cuenta propia previamente integrados en un régimen de la Seguridad Social como tales y que hayan cesado en su actividad como consecuencia de la crisis sanitaria. Todos los detalles en el Boletín Oficial del Estado.

Procedimiento especial de solicitud telemática

Con el fin de evitar la saturación de las redes y servidores de la Generalitat ante la previsión del gran volumen de solicitudes de las ayudas extraordinarias a personas trabajadoras autónomas el procedimiento de solicitud se desarrollará en dos fases.

Una primera fase en la cual los interesados presentarán únicamente el impreso de solicitud abreviada, un documento sencillo, con pocos campos, la presentación de los cuales dará al solicitante un número de expediente y fecha y hora de presentación. Esta será la fecha y hora de criterio para la concesión si en la segunda fase la documentación se presenta completa y no es necesario requerir. Con esta presentación de solicitud abreviada, el sistema informático asignará a cada interesado un día y franja horaria para completar la solicitud.

En la segunda fase, en el día y hora asignada los interesados completarán la solicitud con el resto de datos necesarios (los datos de la solicitud abreviada se volcarán automáticamente por el sistema) y la documentación preceptiva según el decreto de convocatoria.
Si en esta segunda fase se completa correctamente la solicitud, la misma se entiende presentada en el día y hora de la presentación en primera fase.

En caso de que algún interesado, por cualquier motivo, presente la documentación en un momento posterior al de la cita, la misma será aceptada, pero la fecha de criterio será la del día y hora en que se complete la documentación. Igual en caso de que sea necesario requerir a los interesados, se tomará la fecha de enmienda, es decir, cuando el expediente esté completo.

De esta forma, la presentación inicial a las 9.00 horas del día 8 de abril, momento de máxima afluencia de solicitudes, será sobre un modelo de documento abreviado que requiere menos recursos de red y la presentación de la documentación que sí que exige un consumo importante de red, se hará de manera escalonada.

Por otro lado, hay que destacar que el comienzo del plazo a 9 de la mañana se ha previsto para evitar que cualquier fallo en los sistemas, no deseado en ningún caso, perjudique los solicitantes y los obligo a permanecer al frente del ordenador desde las 00.00 horas durante toda la noche hasta que se pudiera solucionar el incidente. A las 9 de la mañana el personal de la DGTIC estará “de guardia” para solucionar cualquier incidente, aunque con este sistema de doble solicitud no se prevé que haya.

Imprimir article
Comenta aquesta notícia