En su intervención en el seminario web gratuito ‘Impulso a la movilidad sostenible durante la crisis del Covid-19’, organizada por la Cátedra Transporte y Sociedad, Arcadi España, conseller de Política Territorial, Obras Pública y Movilidad, anunció ayer un plan de promoción del uso de la bicicleta entre la población, que contemplará nuevos itinerarios, un refuerzo de la seguridad vial y la construcción de carriles bici, incluidos los de medio alcance “para que la bicicleta sea una alternativa para acudir a polígonos industriales o para realizar desplazamientos entre ciudades”.

En este sentido, el conseller aboga por modos de transporte sostenible, como la bicicleta o el patinete, así como por ir caminado. Para que sean una alternativa real, “tenemos que dejarles espacio; es decir, tenemos que practicar el urbanismo táctico” para reasignar espacio en los núcleos urbanos, favoreciendo a peatones y ciclistas, ya que actualmente el vehículo privado puede cubrir hasta el 70% del espacio en una calle”, indicó.

En su intervención, Arcadi España expuso nuevos planteamientos sobre la movilidad que se basarán en un estudio sobre la movilidad durante el confinamiento que la Cátedra de Transporte y Sociedad está realizando por encargo de la Conselleria. “Se trata – dijo el conseller- de dar un paso para evaluar cómo han cambiado las pautas de movilidad y tener un diagnóstico sobre el que empezar a construir la movilidad del futuro en nuestra Comunitat”.

Respecto al transporte público, Arcadi España se mostró partidario de “continuar fomentando su uso desde las administraciones públicas como una alternativa de transporte eficiente y limpia al transporte privado”. De esta manera y partiendo de estas observaciones, el conseller se mostró tajante al declarar la necesidad de replantear el transporte público para “hacerlo más permeable y dinámico ante situaciones sobrevenidas”.
Para ello el conseller el nuevo modelo de transporte público debe contemplar una ampliación del espacio con una configuración de asientos menos densa, colocar señalizaciones de la distancia de seguridad en las estaciones y, sobre todo, “extremar las medidas de higiene con protocolos de limpieza exhaustivos, pantallas protectoras, filtros de aire mejorados y disposición de geles permanentes en estaciones y convoyes”.

El conseller mencionó que, para que todas estas medidas sean efectivas y se consiga una adaptación permanente a este nuevo paradigma de la movilidad, “debemos consensuar los cambios con todos los agentes sociales”. Indicó también que “hay que aprovechar los esfuerzos realizados por los trabajadores y empresas para adaptarse a la situación del confinamiento potenciando el teletrabajo y flexibilizando los horarios laborales para evitar las horas punta”.

En este apartado hizo hincapié en que, desde la Generalitat, se trabajará de la mano de sindicatos y empresariado para llegar a un “gran acuerdo social que permita flexibilizar horarios de entrada a trabajar para que los accesos se produzcan de forma escalonada”. Además, se reforzarán los planes de movilidad sostenible de empresas y polígonos industriales “como hemos venido impulsando desde antes del inicio de la pandemia”, concluyó el conseller.

Imprimir article
Comenta aquesta notícia