El pasado 24 de abril, Bétera remitió al Presidente de la Diputación Provincial de Valencia un escrito instando a la Diputación de Valencia a modificar el calendario de pago de tributos para aliviar la presión tributaria entre sus vecinas y vecinos.El departamento municipal de Hacienda del municipio Quiere aliviar la presión tributaria entre ciudadanos, y que estos no tengan que hacer tantos pagos juntos.

La Diputación de Valencia, modificando el criterio seguido hasta hoy por ella misma, ha concentrado el cobro de gran cantidad de recibos tributarios locales, en el día 2 de noviembre, y ha disminuido el periodo de tiempo transcurrido entre los dos cargos domiciliados del IBIA, de dos meses en un mes. El criterio de la Corporación Local es que estas modificaciones resultarán perjudiciales y onerosas para los contribuyentes de nuestro municipio.

Las circunstancias excepcionales y las dificultades económicas a las cuales se enfrenta la ciudadanía obligan la Administración Pública, como mínimo, a tratar de no empeorar la vida de las personas. Hacienda no considera procedente que el mes de noviembre se cargan 4 recibos que supondrán una merma significativa en los recursos de las familias.

En este sentido, el Ayuntamiento ha propuesto la modificación del calendario de pagos a la Diputación de Valencia, y ante la posibilidad que se produjera una respuesta negativa por su parte, se ha requerido de la misma que modifique su Ordenanza general de gestión, recaudación e inspección, a fin de permitir a esta Administración Local conceder a nuestros vecinos el fraccionamiento de los recibos periódicos sin intereses de demora.

Hasta el momento, la Diputación Provincial de Valencia no se ha pronunciado ni ha contestado al escrito remitido por el área de Hacienda donde no solo se indicaba las discrepancias con el calendario de pagos, sino que se ofrecía un calendario alternativo que aliviara la economía de los vecinos y vecinas de Bétera.

Imprimir article
Comenta aquesta notícia