La Conselleria de Educación, Cultura y Deporte ha presentado en la mesa sectorial con los sindicatos una nueva normativa para la FP Dual que se ajuste a las necesidades actuales del sistema productivo y formativo valenciano, según un comunicado enviado por la misma Conselleria. Se trata de un proyecto de decreto y de un proyecto de orden que agilizan las tramitaciones y garantizan una mejor eficacia formativa para el alumnado y una mejor adaptación a las necesidades del sistema productivo valenciano.

El FP Dual se caracteriza por el hecho que los estudiantes compatibilizan la actividad formativa con la laboral con más horas de Formación en Centros de Trabajo (FCT). En el FP convencional, el módulo de FCT és de 400 horas, mientras que en la Dual puede ir de las 532 a las 600 horas, entre un 33% y un 50% por encima del FCT encomendera en función de las características de cada módulo profesional y de la empresa participando.

Se concretan dos modelos de FP Dual: un impartido en dos cursos y que tendrá dos variantes, una ordinaria y una flexible; y otro de más especializado dirigido a sectores estratégicos de la economía valenciana y que se desarrollará a lo largo de tres cursos.

El modelo de FP Dual ordinario impartido en dos cursos que se ha diseñado simplifica todo el procedimiento de los proyectos para reducir burocracia. Esta modelo estándar facilita que los futuros convenios de FP Dual los puedan firmar directamente los directores y directoras de los centros educativos de Formación Profesional, de forma que se agiliza enormemente el proceso.

La variante flexible del modelo estándar de FP Dual de dos cursos permite en los centros y las empresas proponer proyectos específicos. Dada la amplitud de las posibilidades que ofrece esta flexibilidad, para aplicarla se requerirá la aprobación previa por parte de la Dirección General de FP y de Enseñanzas de Régimen Especial, una vez evaluada la conveniencia.

Por su parte, el modelo de FP Dual impartido en tres cursos tiene un carácter excepcional y justificado exclusivamente por la necesidad de establecer un programa formativo relacionado con un proceso de especialización destacado que se desarrolle en una empresa vinculada bien con la calidad de vida, como es la industria agroalimentaria y la cosmética, la actividad económica del turismo o la promoción de la salud y la sanidad; con la elaboración de productos innovadores, como los bienes de consumo personalizados; o bien con la creación de procesos avanzados de fabricación, como es la actividad económica automovilística o la producción de bienes de equipo.

Este modelo especializado podrá desarrollarse en los ciclos formativos de las familias profesionales de Agraria, Electricidad y Electrónica, Energía y Agua, Fabricación Mecánica, Hostelería y Turismo, Instalación y Mantenimiento, Química, Sanidad, y Transporte y Mantenimiento de Vehículos.

Las propuestas incluyen que el centro educativo sea el que desarrollo todo el currículum académico, para garantizar la consecución de los resultados de aprendizaje para que la empresa aporto y complemento, sin que tenga que sustituir las funciones del centro educativo.

La nueva FP Dual valenciana prevé la incorporación de la figura del prospector y prospectora, profesorado con experiencia en estos tipos de proyectos que se dedicará de manera exclusiva a posar en contacto los centros educativos y las empresas para impulsar nuevos convenios de FP Dual.

El próximo curso 2020-2021 se prevé que el sistema educativo valenciano tenga al alcance 23 prospectores y prospectors de FP Dual financiados por el Fondo Social Europeo, que estarán distribuidos por todo el territorio a través de la red de centros de formación, innovación y recursos educativos (Cefire).

El objetivo de la Conselleria es doblar el porcentaje de implantación de la FP Dual valenciana en los dos próximos cursos hasta llegar al 12% del alumnado que acaba un grado mediano o superior, y finalizar la actual legislatura elevando este umbral al 18%.

El borrador de la orden de la FP Dual valenciana fija que todo el alumnado que participo recibirá una remuneración económica para la formación en la empresa, bien a través de un contrato para la formación o mediante una beca proporcionada por la misma empresa; o también por fundaciones, instituciones u otras entidades colaboradoras de titularidad pública o privada. En este segundo caso, el alumnado estará incluido en el Régimen General de la Seguridad Social de las personas que participan en programas de formación.

En cuanto a la cantidad de la compensación económica en la modalidad de beca, según regula la nueva orden, el importe se podrá graduar a lo largo del programa de formación, pero no podrá ser inferior el primer año al 50%, el segundo año al 70%, y el tercer año al 90% de la cuantía anual establecida por el salario mínimo interprofesional, en proporción al tiempo efectivo de estancia en la empresa.

Solo en los casos que la entidad colaboradora sea una ONG o entidad sin ánimo de lucro se podrá prever una exención a la obligatoriedad de compensar económicamente el alumnado participando.

Otra novedad para beneficiar el alumnado de FP Dual es que podrán recibir ayudas por parte de la Consellería de Educación en los gastos de transporte.

La obligatoriedad de la remuneración de las prácticas por la cual apuesta Educación de la Generalitat es un gran paso adelante para expandir el FP Dual valenciana.

En el curso 2019-2020, el FP Dual valenciana ha dispuesto de un total de 3.682 alumnos, más del triple que en el curso 2017-2018, cuando había 1.054. Por comarcas, los centros educativos de Alicante tienen 616 estudiantes en FP Dual, los de Castellón, 182 y los de Valencia, 2.884.

Imprimir article
Comenta aquesta notícia