ANTE EL “SERVEI DE DINAR PARA EMPORTAR”

CONSELLER VICENT MARZÁ,
Nos dirigimos a usted, para pronunciarnos acerca de las medidas publicadas a fecha de 24/11/2020, sobre el “Servei de dinar per a emportar”, iniciativa que aplaudimos todas las familias.

Según dicha nota “La Conselleria de Educación, Cultura y Deporte ha organizado, junto con las empresas que prestan el servicio de comedor escolar, un nuevo servicio de menú para llevar destinado al alumnado usuario del comedor escolar durante los días que tenga que estar confinado en casa por motivos de Covid-19”.

Sobre esta medida, especifica que sólo harán uso de dicho servicio los alumnos/as cuya aula esté confinada por causa de COVID.

Nos parece una situación que genera desigualdades entre los niños y niñas. Hay que tener en cuenta, que hay niños y niñas que se encuentran confinados, por motivos de especial protección a la salud, ante el COVID.

Dicho esto, y a raíz de esta situación, parte de estos niños y niñas, han perdido el derecho a la beca, por no hacer uso de este servicio. Pues bien, es el protocolo habitual, cuando no se usa el servicio, éste pasa a ser dado de baja.

Sin embargo, en muchos casos, los motivos causantes de esta ausencia en el servicio de comedor de los colegios, son los efectos de la pandemia por COVID, y el deber y derecho de la especial protección a la salud.

Conseller Marzá, los niños y niñas que están en sus casas, que tienen aprobada la educación domiciliaria por los motivos que haya alegado cada familia, y tienen derecho a beca, deben merecer tener el mismo servicio del cual disponen sus compañeros cuando el aula se declara en aislamiento.

¿Y no es verdad, Conseller, que no es justo que las familias en situación de aislamiento preventivo justificado pierdan un año de beca de comedor?

Son precisamente las familias más vulnerables económicamente quien tiene derecho a la beca, lo necesitan para la correcta alimentación de los menores, y además, teniendo aprobada la Educación en domicilio, son las familias que están más en riesgo ante el COVID.

-Las familias con Educación en domicilio deben ser atendidos por el “Servei de dinar per emportar” tanto tiempo como continúe la situación generada por los efectos del COVID.
-A las familias a las que se les haya retirado la beca de comedor, por no hacer uso de ella, y se encuentren en situación de educación domiciliaria, se les tiene que volver a reconocer el derecho a la beca, para poder hacer uso del “Servei de dinar per emportar”.

Desde la Plataforma Libre Elección Educativa Comunidad Valenciana-DERPA, solicitamos equidad para el nuevo servicio “Servei de dinar per emportar”, ya que entendemos que no se debe favorecer a un colectivo perjudicando a otro.

Carta escrita el 28 de noviembre de 2020 y enviada a Betera.com a las 23.08 horas.

ANUNCIO DE MARZÁ DE LA PRESTACIÓN DEL SERVICIO

Para contextualizar el tema del que se habla en la nota (carta) enviada por la Plataforma Libre Elección Educativa Comunidad Valenciana-DERPA,  cabe recordar que el pasado martes la Conselleria de Educación, Cultura y Deporte informaba a través de nota de prensa de haber organizado, junto a las empresas que prestan el servicio de comedor escolar, un nuevo servicio de menú para llevar destinado al alumnado usuario del comedor escolar durante los días que tenga que estar confinado en casa por motivos de la COVID-19.

Las familias del alumnado en situación de confinamiento podrán recoger en el centro educativo la comida para sus hijos e hijas a partir del 1 de diciembre sin ningún recargo sobre el precio establecido o sobre la beca comedor. Al igual que los platos que se sirven en el comedor escolar, en caso de que el alumnado presente alguna alergia o intolerancia alimentaria, recibirá el menú para llevar convenientemente elaborado e identificado.

El conseller de Educación, Cultura y Deporte, Vicent Marzà, destacó que “con esta iniciativa damos un paso más en la atención integral al alumnado, ya que no solo garantizamos la asistencia educativa a distancia durante los días de cuarentena, sino que también aseguramos a las familias usuarias del comedor escolar la posibilidad de llevarse la comida a casa”, y añadió: “Agradecemos de nuevo la colaboración de los equipos directivos de los centros educativos y de las empresas de comedor para poner en marcha este programa, así como todo el esfuerzo ejemplar que están haciendo las comunidades educativas en este marco de pandemia sanitaria”.

Para activar este servicio, el primer día de confinamiento del hijo o hija, la familia deberá informar al centro educativo si desea o no que se le facilite el menú para llevar.

Las familias, o aquellas personas en las que deleguen, deberán recoger en el centro el menú teniendo en cuenta una serie de medidas de prevención y recomendaciones básicas como garantizar la distancia de seguridad y las medidas de protección adecuadas en el momento de la entrega del menú.

Se aconseja también a las familias que preferentemente no conserven estas comidas para consumir en días posteriores, de la misma manera que no deben congelarla ni tampoco guardar los sobrantes.

Asimismo, se recomienda lavarse las manos antes de proceder a la apertura del envase alimentario y, una vez retirada la comida, se recuerda que el envase debe depositarse al contenedor de reciclaje adecuado.

El menú para llevar consta de primer y segundo plato, y postre, y se sirve en envases de un solo uso. El reparto de estos menús, así como el horario en que se llevará a cabo, lo organizará cada centro educativo en coordinación con la empresa que preste el servicio de comedor.

Nota de prensa enviada a los Medios de Comunicación por Conselleria de Educación el pasado martes 24 de noviembre  y también publicada en www.gva.es.
Imprimir article
Comenta aquesta notícia