La Conselleria de Sanidad ha reducido la cuarentena a 7 días en lugar de 10, y serán los casos confirmados quienes deban informar a sus contactos estrechos de su positivo por coronavirus, según los cambios establecidos en la Comunitat Valenciana respecto a la estrategia de detección precoz, vigilancia y control de covid-19, tras la actualización del Ministerio.

Así, Sanidad ha informado de que el periodo de aislamiento para los casos positivos asintomáticos o con síntomas leves se reduce a 7 días, siempre que la persona no muestre síntomas en los últimos tres días.

Para aquellas personas con enfermedad grave o inmunosupresión se mantiene el periodo de aislamiento mínimo de 21 días.

Tras el periodo de aislamiento de 7 días y hasta los 10 días posteriores al inicio de síntomas o a la fecha de diagnóstico en los casos asintomáticos, las personas positivas deben extremar las precauciones y reducir todo lo posible las interacciones sociales utilizando de forma constante la mascarilla. Especialmente se debe evitar el contacto con personas vulnerables.

Los casos confirmados deberán informar a sus contactos estrechos de su positivo, y en caso de que presenten síntomas, deberán llamar al teléfono 900 300 555.

El censo de contactos de los casos confirmados incluirá sólo a los convivientes y contactos íntimos que sean especialmente vulnerables (personas con patologías de riesgo o mayores de 70 años sin dosis de recuerdo, cuidadores de éstos, mujeres embarazadas o personal sanitario o sociosanitario).

El resto de los contactos estrechos deberán guardar cuarentena durante 7 días si no están vacunados con pauta completa o están inmunodeprimidos.

Aunque estén exentos de cuarentena, durante los 10 días tras la última exposición, deberán extremar las precauciones y reducir todo lo posible las interacciones sociales utilizando de forma constante la mascarilla, y deben evitar el contacto con personas vulnerables.

En los contactos estrechos, tanto vacunados como no vacunados, se priorizará la realización de prueba diagnóstica a personas vulnerables (mayores de 70 años, inmunosupresión o mujeres embarazadas) y a personas que las atienden (profesionales o familiares) así como al personal sanitario o sociosanitario y a las personas que estén ingresadas en un centro sanitario o sociosanitario.

TXT
Imprimir article
Comenta aquesta notícia