La Fundación Juntos por la Vida, que se encuentra en la frontera de Polonia con Ucrania atendiendo a los refugiados ucranianos que huyen de la guerra de su país, ha pedido que se racionalice el envío de ayuda humanitaria a esta zona, pues está llegando un exceso de ropa y en consecuencia no se utiliza.

La presidenta de la ONG valenciana, Clara Arnal, ha explicado que hay “muchísima ropa” de donaciones de particulares, a la que no se está dando uso porque hay demasiada y en consecuencia se acumula “en el suelo en la calle, donde se moja por la lluvia y la nieve, y finalmente no sirve para nada”.

Los almacenes “están repletos, ya no dejan descargar nada más”, ha indicado Arnal en un vídeo en el que se ven montones de ropa en el centro de atención a refugiados de Pzremysl y alrededores, donde está situada esta instalación logística para atender a las personas que llegan de Ucrania.

La presidenta de la Fundación ha señalado que, aunque es de agradecer la voluntad solidaria de ayudar, es necesario “racionalizar” este tipo de envíos, de ropa y medicinas, y hacerlo a través de entidades especializadas en ayuda humanitaria, para que se puedan optimizar y realmente sirvan para ayudar a la población.

Un equipo de voluntarios de la Fundación Juntos por la Vida lleva ya más de una semana en la ciudad de Pzremysl para asistir a los refugiados, disponer el transporte y organizar el viaje hasta Valencia, dentro de su campaña de emergencia por Ucrania.

La Fundación Juntos por la Vida de la Comunidad Valenciana está recibiendo donaciones en su web www.juntosporlavida.org o en el número de cuenta ES91 2100 2967 8102 0004 2107 para poder sufragar los gastos de todo el operativo, ya que solo dispone de los fondos de la propia ONG y aportaciones particulares.

Imprimir article
Comenta aquesta notícia