(EFE).- La Policía Nacional ha desarticulado a un clan familiar que vendía sustancias estupefacientes desde su domicilio en Valencia y ha detenido a trece personas, siete hombres y seis mujeres de entre 23 y 50 años, como presuntas autoras de los delitos de tráfico de drogas y pertenencia a grupo criminal.

Durante la operación se han realizado 11 registros en diferentes poblaciones, en los que se intervinieron 281 gramos de cocaína, 3.016 gramos de marihuana, 271 gramos de hachís y 52.674 euros, además de oro, un puñal, un machete y una mini taser, según fuentes policiales, que indican que uno de los detenidos está reclamado por varios juzgados de Valencia para su ingreso en prisión.

Las investigaciones se iniciaron al recibir los agentes la información de que un clan familiar podría estar vendiendo sustancias estupefacientes desde su domicilio en Valencia.

Los agentes comprobaron que un matrimonio vendía desde su propio domicilio sustancias estupefacientes e incluso derivaba ventas a casa de su hijo y nuera, los cuales vivían en la misma calle, donde además contaban con un piso de guardería de las sustancias de la que se hacía cargo una mujer.

También averiguaron que la nuera aprovechaba su estado de gestación, minimizando así cualquier actuación policial, para trasladarse al término de Benaguasil, donde se proveían de las sustancias.

Tras estos nuevos datos, los investigadores se centraron en identificar al proveedor del clan y fueron identificados dos hombres cuñados entres sí, el proveedor y suministrador de la sustancia estupefaciente, que poseían un domicilio en el que guardaban la sustancia.

Como última fase de la investigación identificaron a otros dos compradores/vendedores a los que los proveedores de Benaguasil también suministraban sustancias, los cuales se dedican al menudeo en L’Eliana.

La investigación culminó con los registros simultáneos de todos los domicilios de los investigados, en Valencia capital, Benaguacil y L´Eliana, que contó con la participación del Grupo Operativo Especial de Seguridad (GOES) de Valencia.

Según las fuentes, se continúan el análisis de toda la documentación intervenida en los domicilios y no se descartan nuevas investigaciones.

Los detenidos, cuatro de ellos sin antecedentes, han pasado a disposición judicial, decretando prisión para cuatro de ellos.

Imprimir article
Comenta aquesta notícia