Cada 15 de mayo, se celebra el Día Internacional de las Familias. La finalidad de dicha celebración es  concienciar a la población sobre el papel que tiene la familia en la educación y la formación de los hijos desde la primera infancia, así como fomentar los lazos familiares y la unión familiar.

El origen de esta importante fecha se establece a partir de los años ochenta. Sin embargo, en el año 1994 la Asamblea General de las Naciones Unidas proclamó este día oficial, tomando en cuenta que la familia es el núcleo central de cualquier sociedad.

Desde entonces, el Día Internacional de las Familias representa una fecha emblemática para resaltar el valor de la familia a nivel mundial. De ella, se entiende que depende que los seres humanos logren integrarse de manera sana y completa en su entorno y de esta manera alcanzar niveles de convivencia, donde se respeten las reglas y normas que rigen a la sociedad.

Se considera que la familia ejerce un papel muy importante en cualquier sociedad del mundo, desde el punto de vista social, demográfico y económico.

La formación del núcleo familiar permite la existencia de una unidad de consumo, la transmisión de valores que pasan de una generación a otra, así como el establecimiento de lazos los afectivos entre los distintos miembros que la conforman.

Sin embargo, hoy en día se manejan otros modelos de familia, debido a los cambios sociales y económicos. Actualmente, la sociedad ha tenido que adaptarse a los nuevos roles que tanto mujeres y hombres han venido desempeñado, conformando estructuras familiares poco tradicionales o convencionales.

Para el año 2022 Naciones Unidas ha propuesto el lema: Familias y urbanización con el objetivo de analizar su impacto en la vida familiar y recomendar políticas orientadas a las familias para aprovechar los aspectos positivos y contrarrestar sus aspectos negativos.

El proceso de urbanización es una de las tendencias más importantes que configuran nuestra realidad y la vida y el bienestar de las familias en todo el mundo.

La urbanización sostenible está relacionada con la consecución de varios Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) y metas, como el ODS 1 (Erradicación de la pobreza), el ODS 3 (Buena salud y bienestar); ODS 11 1. 2 (Hacer que las ciudades y los asentamientos humanos sean inclusivos, seguros, resilientes y sostenibles), ODS 10 (Reducir la desigualdad dentro y entre los países). Todos los ODS y metas anteriores dependen de cómo se gestione la urbanización para beneficiar a las familias y mejorar el bienestar de todas las generaciones que viven en las ciudades.

Imprimir article
Comenta aquesta notícia