El sindicato CSIF ha realizado una concentración este miércoles, 18 de mayo, en el partido judicial de Llíria, ante los órganos judiciales, para denunciar la sobrecarga laboral de sus trabajadores y exigir la urgente apertura de dos nuevos juzgados mixtos. La central sindical recalca que “la situación es insostenible” y exige soluciones a Conselleria y Ministerio. El partido judicial engloba más de 40 municipios de comarcas como Camp de Túria, La Serranía, Alto Turia o Rincón de Ademuz.

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) explica que los siete juzgados actuales resultan “del todo insuficientes” para atender el volumen de trabajo. A este respecto indica que, según la memoria del Consejo General del Poder Judicial para el año 2021, “los juzgados de Llíria ocupan la primera posición en la práctica totalidad de cuestiones deficitarias en la provincia de Valencia”.

El sindicato continúa señalando que “mientras que la media de asuntos civiles y penales por juzgado en la provincia de Valencia se sitúa en 1.799, en Llíria, el partido judicial con peor ratio, alcanzan los 2.279, lo que supone un 26% más que la media provincial”. Idéntica situación se produce en otros muchos parámetros, como la media de asuntos resueltos por juzgado, que en Llíria es un 28% superior, con 2.325, mientras que la media provincial se cifra en 1.814 asuntos por juzgado.

CSIF comenta que la  situación se repite en asuntos por funcionario, donde Llíria llega a los 270 mientras que la media en la provincia es de 201, con lo que tramitan un 34% más; o en asuntos en trámite, con 1.138 frente a la media de 766, lo que significa un 48% más. También cuenta con 3,93 juzgados por cada 100.000 habitantes, cuando la media provincial en Valencia es de 5,3.

La central sindical apunta igualmente que se trata del partido judicial con más ejecutorias registradas, ya que alcanzó en la última memoria las 381 frente a las 271 de media en la provincial, lo que supone un 40% más.

El sindicato quiere alertar, con esta protesta, de la gravedad de la situación, que se complica por la falta de espacio y de refuerzos de personal. Todo ello deriva, además de en la sobrecarga de trabajo, “en la escasa o nula confianza que los funcionarios tienen en las reiteradas promesas de nuevas creaciones de juzgados, de nuevas sedes, lo que ha convertido Llíria en uno de los partidos judiciales con mayor tasa de temporalidad laboral”.

CSIF denuncia “la inacción de Conselleria, que es incapaz de poner en marcha mecanismos utilizados en otras ocasiones, como el alquiler de locales anexos para albergar juzgados bis mientras el Gobierno decide sobre las creaciones solicitadas”. La concentración llevada a cabo hoy, a las 11,30, se repetirá la próxima semana, el día 25, con el mismo objetivo de exigir “la creación y puesta en funcionamiento de un mínimo de dos juzgados mixtos más”.

Nota de prensa enviada por el CISF
Imprimir article
Comenta aquesta notícia